Seleccionar página

Guardar los datos de clientes con CRM agil es sencillo y seguro… Pero no es suficiente para acelerar las ventas. Para manejar una base de datos de clientes grande es muy importante la segmentación. En CRM ágil apostamos por la segmentación con etiquetas. Una herramienta sencilla, intuitiva, eficaz… y muy ágil.

Segmentar con etiquetas en un CRM está al alcance de cualquier usuario. No hace falta ser expertos en marketing. Sólo necesitamos sentido común y unos pocos trucos para aprovecharlas al máximo.

segmentacion con etiquetas

Segmentación con etiquetas

Segmentar por etiquetas nuestros contactos comerciales nos permite organizar la agenda por categorías. La ventaja con CRM ágil es que estas etiquetas las elegimos nosotros. Un contacto puede tener varias etiquetas, tantas como necesitemos para clasificarle.

Por ejemplo, podemos segmentar con etiquetas como áreas geográficas, zonas calientes, zonas frías, clientes nuevos, prospectos, envíos de marketing, referidos… En una hoja Excel tendríamos que organizar por columnas y poner ticks a mano. Con un CRM ágil, las etiquetas aparecen siempre que las necesitemos. Más rápido, más seguro y más intuitivo.

Trucos y ventajas de las etiquetas en CRM ágil

  • Añade varias etiquetas a cada empresa: Cualquier contacto puede estar en varias categorías. Somos nosotros quienes ponemos la etiqueta, no un algoritmo. Lo importante es la relación con el cliente.
  • Sin límite de segmentación: No hay un máximo de etiquetas en CRM ágil. Tampoco lo hay para organizar los datos.
  • Segmentar por intereses del cliente ¿Qué es lo que quiere nuestro cliente? Podemos crear etiquetas con sus necesidades y urgencias. De esta manera, el CRM ágil nos permite saber qué es más importante para cada uno de nuestros contactos. El CRM ágil pone al cliente en el centro de nuestra gestión.

Las etiquetas se convierten así en la base de nuestras estadísticas. Elaborar informes para saber qué hacemos bien y qué hacemos mal se vuelve más sencillo. Y encontrar soluciones también lo es.Con las etiquetas “CRM online” o “CRM ágil” listamos a los clientes interesados en programas de gestión comercial en línea o “en nube”, y orientamos nuestro trabajo de desarrollo a mejorar en nuestros programas.

La segmentación con etiquetas es probablemente la herramienta más útil del CRM ágil. Es la manera de recordar información fundamental de los clientes. También nos ayudan a aprovechar esa información y encontrarla con facilidad. En definitiva, segmentar con etiquetas nos ayuda a mantener al día la información de nuestra empresa.