Seleccionar página

La principal ventaja de utilizar un CRM ágil es que cada empresa elige qué quiere y qué necesita usar. El módulo principal comprende la imprescindible gestión de nuestros equipos comerciales. Podemos saber qué están haciendo desde nuestro ordenador o tablet, en tiempo real.

El resto de módulos de un CRM dependen de las necesidades de cada empresa. También podemos ajustar los módulos del CRM ágil a las necesidades de nuestras delegaciones. Nuestra gente de Internacional necesitará una gestión de datos diferente a la delegación de, por ejemplo Castilla-León, porque sus objetivos y sinergias son diferentes.

crm agil y modulos de negocio

Un CRM ágil, múltiples niveles

El CRM ágil existe para facilitar el día a día de las empresas. En esto, tanto si gestionamos dos comerciales como dos mil, todos los empresarios queremos vender más… y también vivir mejor. Por eso desarrollamos un CRM ágil modular.

Aplicando esta filosofía, toda la empresa dispone de un mismo CRM ágil. Pero cada equipo, cada oficina, incluso cada usuario, utiliza sólo las herramientas que necesita. Así conseguimos un CRM verdaderamente fácil: una herramienta sencilla y accesible, sin elementos que despisten o confundan al usuario.

Oportunidades y líneas de negocio

¿Qué es el Módulo CRM Oportunidades? Es una funcionalidad de nuestro programa de gestión comercial online que permite estudiar líneas de negocio y desarrollar oportunidades y ofertas especiales para nuestros clientes.

El cálculo de una oportunidad de negocio va más allá de la plusvalía de un coste. Hay que tener en cuenta la salida del producto o servicio, la relación con cada cliente y las expectativas que ponemos en cada una de nuestras ofertas. Por lo tanto, si gestionamos cuidadosamente la actividad de nuestros equipos comerciales y nuestra facturación, es razonable que gestionemos la información que obtenemos de nuestras ofertas especiales.

El módulo CRM Oportunidades permite a los equipos de ventas:

  • Crear oportunidades personalizadas desde la ficha de cliente
  • Calcular los márgenes de beneficio en cada oportunidad
  • Estudiar nuestras posibilidades, gracias a las casillas de consideración del éxito de cada oportunidad. De esta forma, cada línea de negocio se convierte en otra herramienta útil de información para nuestra empresa.

Cualquier campaña de promoción debe tener un objetivo de venta específico, y dirigirse igualmente a un tipo de cliente, o un grupo de clientes concreto. Así ya no dejaremos al azar nuestras estrategias en el futuro, sino que podremos compararlas con una base sólida, integrada en la misma plataforma en la que gestionamos los datos de clientes, la facturación y nuestros presupuestos.

Pricing y competencia

Si nuestro negocio se dedica a los servicios, un módulo CRM como este posibilita gestionar nuestras tarifas. Y también estudiar las estrategias de la competencia.

Quizá no tengamos una campaña de promoción o descuentos, pero necesitamos calcular el coste y el beneficio de nuestros servicios profesionales; o en qué punto podemos dar algún servicio de valor añadido a un cliente de confianza.

Aunque los descuentos y promociones no son la única estrategia de fidelización de clientes, toda gran empresa necesita saber cómo aplicar una promoción. Por ejemplo, un descuento debe ser aplicado en un plazo de tiempo concreto y sobre productos determinados.

¿Y cómo saber ambas cosas? Gestionando bien nuestros datos: sabiendo qué ha comprado cada cliente, en qué cantidades, quién repite y quién no. Gestionar correctamente nuestra base de datos de clientes y pedidos es la única clave para saber qué producto o servicio funciona.